FIESTA DE SAN ANTONIO

FIESTA DE SAN ANTONIO

Como ya es tradicional, hoy celebramos la festividad de SAN ANTONIO DE PADUA, que se tiene como patrono de nuestra ciudad de Cangas de Onís (aunque la patrona en realidad es Ntra. Sra. de la Asunción, el 15 de agosto, pero que no se celebra con festejos populares).
Tras la misa en la Capilla de San Antonio en Cangas de Arriba a las 10 de la mañana, se produjo la pequeña procesión de bajada del Santo a la iglesia parroquial, seguida por numerosos fieles y devotos, con acompañamiento de la Banda de Gaitas de Gijón.
A las 12 de la mañana tuvo lugar la MISA SOLEMNE, que se inició con la entrada de los ramos de pan (siete hubo este año) acompañados por las interminables filas de 'aldeanos' y 'aldeanas' de todas las edades luciendo sus vistosos trajes de llanisca y porruano en su mayoría. El Coro Peña Santa, esta vez al completo (aunque sin algunas estupendas voces que no pudieron asistir por diversos motivos), cantó la MISA 1 PONTIFICAL de Laurentio Perosi y otros motetes polifónicos, destacando el ALELUYA de Haendel final, todo ello acompañado al órgano por D. Fernando, el magnífico organista de la Basílica de Covadonga, quien se prestó desinteresadamente a ello porque los organistas que normalmente nos acompañan en las bodas (Ramón y Emilio) no pudieron venir este año. Ya el año pasado ocurrió lo mismo y fue Fernando también quien con su habilidad con el rey de los instrumentos hizo que la Misa de San Antonio fuese verdaderemante 'sonada'. Nuestra opinión es que ha sido una de las mejores interpretaciones de música religiosa de nuestro Coro, a juzgar por lo bien que salió todo (este año ensayamos y repasamos la Misa, cosa que no hacíamos otros años). Las felicitaciones que recibimos fueron muy numerosas.
Finalizada la Misa se inició la procesión del Santo siguiendo el itinerario de costumbre: Avda. de Covadonga dirección Puente Romano, calle de San Pelayo, calle de Evaristo Sánchez (Carreterona), campo de la antigua iglesia (hoy Aula del Reino de Asturias), robledal y capilla del San Antonio, con la Banda de Gaitas de Gijón y los siete grandes ramos de panes.
Numerosísimo público –
más que nunca?... ¡posiblemente!– y un tiempo acogedor, nublado y con momentos de sol. Solamente cayeron unas gotas hacia las dos y media de la tarde, cuando se iba a quemar el 'xigante', pero luego volvió el tiempo apacible.
Por la tarde en el robledal tuvo lugar una animadísima romería, a la que asistió numerosísimo público que llenó por completo el recinto. Familias enteras y muchos grupos de amigos permanecieron en el campo desde la llegada del santo hasta bien entrada la noche, con sus comidas-meriendas-cenas, regadas principalmente con la 'sidrina' que se escanciaba por doquier.
Resumiendo: Un maravilloso DÍA DE SAN ANTONIO, con un tiempo atmosférico ideal, pues no volvió a caer ni una gota desde aquel brevísimo 'orbayu' que nos refrescó un poco al final de la subasta. Como es lógico, no faltó la traca que todos los años saluda al Santo al llegar a su capilla ni el tradicional 'xigante' que, en esta ocasión, se quemó antes de acabar la larguísima subasta de los panes y productos ofrecidos por los devotos.