FESTIVAL DE VILLANCICOS

FESTIVAL DE VILLANCICOS

Como ya es tradición en nuestra ciudad, la Casa Municipal de Cultura del Excmo. Ayuntamiento cangués convocó un año más el FESTIVALDEVILLANCICOS. Hubo esta vez tres novedades: 1) Por motivos familiares no lo presentó el 'presentador' de siempre, Ángel Lueje. 2) No partiicipó XENTIQUINA al tener ocupada la fecha por compromiso anterior. Y 3: En nuestro coro las voces femeninas estrenaron una improvisada vestimenta negra, que, por lo visto, es lo que se 'lleva' ahora (díganlo si no los demás coros, que también vistieron de negro).
Participaron, además de la nuestra, dos agrupaciones de prestigio: la CORAL POLIFÓNICA PILOÑESA, que interpretó “Con tomillu y romeru”, “Alegres pregonan”, “Ya repica y repica el panderu” y “Pedro cochero” y el CORO MANÍN DE LASTRES, que cantó ”Silencio”, “Qué tienen tus ojos”, “Hoy el cielo nace”, “Agora non” y “Yo vi reir a Dios”.
Presentó el festival la propia Directora de la Casa de Cultura, Beatriz Valdés Sobrecueva, quien, con precisas palabras glosó con brevedad y maestría los historiales y méritos de cada coro.
Nuestro CORO MIXTO “PEÑA SANTA” ofreció una selección de su extenso repertorio de villancicos: “A Belén, zagales”, “
Oh, qué precioso Niño!”, “La Virgen bajó a lavar”, “San José carpintero” y “El pequeño tamborilero”, éstos dos últimos estrenados hoy por el Coro. En vista de los numerosos aplausos que el público nos ofreció –la verdad es que para todos los coros hubo calurosas ovaciones, pues todos lo bordaron–, cantamos como ‘propina’ nuestra partitura del “Qué tienen tus ojos” (la misma letra que la que interpretó el coro de Lastres, pero con distinta música), destacando la soprano Margarita Sierra, que desde niña siempre fue solista de nuestros coros –infantil, juvenil y actual “Peña Santa”–, y que continúa cantando desinteresadamente con nosotros cuando no coinciden nuestras actuaciones con ensayos o recitales de la agrupación coral a la que pertenece actualmente, el nuevo Coro de la Ópera de Oviedo.
Por último, y como ya es tradicional, se cerró el acto cantando nosotros el “Noche de paz”, en el que nuestra otra soprano solista Josefina García le cedió el ‘solo’ a Margarita, que nuevamente admiró a todos los asistentes con su prodigiosa voz.
Y, como fin de fiesta, los tres coros fueron obsequiados por la Casa Municipal de Cultura con una muy abundante y suculenta ‘espicha’ en las nuevas instalaciones del Hotel Favila.